Skip to Content
Noticias CNN

Ministro de Salud de Brasil bajo investigación por crisis de salud en Amazonas

Sao Paulo (CNN) — Un tribunal brasileño aprobó una investigación sobre el manejo de la crisis del covid-19 por parte del ministro de Salud, Eduardo Pazuello, luego de que la escasez de oxígeno colapsara la semana pasada el sistema de salud de Manaos, capital del estado de Amazonas.

El juez de la Corte Suprema Federal Ricardo Lewandowski dio luz verde a la investigación el lunes. Pazuello tiene ahora cinco días para dar testimonio a la policía federal.

Se alega que el Ministerio de Salud fue alertado el 8 de enero sobre la inminente escasez de oxígeno en la ciudad, a menudo crítica para el tratamiento de casos graves de covid-19. Pero solo tomó medidas el 12 de enero, según una solicitud de investigación enviada a la Procuraduría General de la República (PGR) por el partido político Cidadania.

Pazuello sobre la situación en Manaos

El mismo Pazuello visitó Manaos el 11 de enero y el gobierno federal envió posteriormente oxígeno suplementario a la ciudad. Pero ninguno fue suficiente para prevenir una crisis. Los hospitales de Amazonas pronto se quedaron sin oxígeno, y el 14 y 15 de enero al menos 29 pacientes murieron debido a la escasez, según una investigación en curso.

MIRA: ¿Es la nueva variante de covid-19 de Brasil más letal o más contagiosa? La respuesta de un biólogo

«La realidad es que hay una menor oferta de oxígeno», reconoció Pazuello más tarde. «No una interrupción, sino un menor suministro de oxígeno».

Pazuello y otros altos funcionarios federales han defendido la reacción del Gobierno a las advertencias de una crisis en Manaos, argumentando que nadie podría haber predicho el rápido aumento en los casos de covid-19 que sobrecargó a los hospitales.

«Esta fue una situación completamente desconocida para todos. Fue demasiado rápido», dijo Pazuello en una conferencia de prensa el martes.

Agregó que la crisis de salud de la ciudad se vio agravada por una serie de problemas que incluyen «problemas de oxígeno, falta de profesionales, escasez de camas».

Informe de la Procuraduría

Un informe separado del Procurador General de Brasil también ha alegado que durante el viaje de Pazuello a Manaos, alentó a los profesionales médicos a adoptar un kit de «tratamiento temprano» contra el covid-19 que incluye medicamentos no probados como hidroxicloroquina e ivermectina. Desde entonces, el ministro de Salud ha negado haber hecho esto.

El presidente de la Cámara de Representantes, Rodrigo Maia, dijo en una conferencia de prensa el lunes que creía que Pazuello había «cometido un delito» no solo al permitir que el sistema de salud del estado colapsara, sino al promover tratamientos ineficaces para los casos de covid-19 en aumento en la ciudad y al no obtener vacunas para el país antes.

MIRA: La ivermectina no está autorizada para prevenir ni tratar el covid-19 y tiene efectos adversos, dice la FDA

Crítica creciente

La creciente crítica de la respuesta pandémica de Pazuello en Manaos sigue una investigación reciente de CNN Brasil, que encontró que el alto ejecutivo Abert Bourla envió una carta al Gobierno brasileño en septiembre ofreciendo 70 millones de dosis de su vacuna, que fue desarrollada conjuntamente con la empresa farmacéutica alemana BioNTech.

Pero Pfizer no recibió respuesta del Gobierno, según CNN Brasil.

Pazuello respondió a una solicitud de comentarios de CNN Brasil con una carta abierta diciendo que la compra solo habría frustrado a los brasileños, ya que solo se habrían entregado 2 millones de dosis en el primer trimestre de 2021.

También dijo que ciertas condiciones de la venta fueron inaceptables para el Gobierno brasileño, incluida una garantía de pago y un acuerdo de que los asuntos contractuales se juzguen en un tribunal de EE.UU. Y acusó al fabricante de medicamentos de «crear situaciones embarazosas para el Gobierno brasileño, que no aceptará las imposiciones del mercado, lo que tampoco será aceptado por los brasileños».

Brasil comenzó su campaña de vacunación el sábado pasado. Pero la administración del presidente Jair Bolsonaro ha enfrentado crecientes críticas por su mal manejo de la pandemia.

Desde que comenzó la pandemia, el país registró más de 8,8 millones de infecciones y el segundo número más alto de muertes en el mundo, según datos de la Universidad Johns Hopkins.

CNN Newsource

Comments

Leave a Reply

Skip to content